La salida de emigrantes se acelera y evita que el paro alcance cifras récord

20130918-222606.jpg

La emigración por motivos laborales se acelera. Y la consecuencia -desde un punto de vista económico- no es otra que una caída de la población activa (la que tiene empleo o lo busca de forma intensa) sin precedentes. Hasta el extremo de que si no fuera por este fenómeno -coherente con una economía que ha estado nueve trimestres consecutivos en recesión- el desempleo se situaría en estos momentos en un cifra histórica. Nada menos que el 27,9% de la población activa, lejos del 26,3% actual.

Consulta la noticia

Anuncios